Saltear al contenido principal
Evaluar la gestion de calidad ISO 9001

Evaluar la gestión de calidad ISO 9001: 4 pilares fundamentales

Evaluar la gestion de calidad ISO 9001Evaluar la gestión de calidad ISO 9001

Evaluar la gestión de calidad ISO 9001, es un elemento relevante de la norma, y tiene una importancia vital para la mejora continua de las organizaciones. Los procesos de supervisión de recursos y la medición de resultados, proporcionan datos sobre el rendimiento del sistema, que reflejan la evolución de la organización en términos de objetivos estratégicos.

Estos resultados, son la base para la toma de decisiones acertadas, que conducen a la mejora continua. La pregunta es: ¿Cómo evaluar la gestión de calidad en ISO 9001, y el rendimiento de los procesos para promover la mejora continua? Cuatro pilares fundamentales para lograr este objetivo, compartimos en nuestra entrada de hoy. Veamos:

CTA boton transición ISO 9001

Descarga gratis e-book: 10 pasos para realizar la transición de ISO 9001:2008 a  la versión 2015

Evaluar la gestión de calidad ISO 9001 – ¿Qué debemos medir y monitorear?

El éxito de una organización depende de sus procesos. Ellos son responsables del producto o servicio ofrecido. La adopción de técnicas de medición y monitorización de procesos, tiene como objetivo conocer las variables de cada proceso crítico y cómo los resultados de estas, impacta en los objetivos de calidad de la organización y las necesidades del cliente. Son estas variables de procesos las que deben ser medidas y controladas.

La norma ISO 9001:2015 dice que la organización debe utilizar métodos para el seguimiento y la medición de procesos críticos, o sea aquellos que tienen impacto directo en los requisitos del cliente y los objetivos de calidad. El objetivo es mostrar que los procesos están logrando los resultados planificados, con base en los objetivos de calidad.

Evaluar la gestión de calidad en ISO 9001 – ¿Cómo hacer las mediciones?

Para medir y controlar procesos, es necesario definir lo que es importante, para hacerle seguimiento. A través de las variables de proceso, que afectan el producto o servicio, se obtienen datos de rendimiento. Estos datos, deben transformarse en una relación matemáticas: los indicadores clave de rendimiento.

Para identificar los indicadores, debemos tener en cuenta los requisitos del cliente, la política y los objetivos de calidad, y los requisitos propios de la norma ISO 9001:2015. Algunos ejemplos de indicadores que debemos seguir son: la disponibilidad del servicio, la tasa de retorno de productos defectuosos, las llamadas de reclamaciones producidas en un periodo de tiempo determinado y el coste por unidad del producto, entre otros.

Es importante crear una forma de registro para recopilar estos datos, y otras informaciones necesarias para la evaluación de los procesos, y establecer instrumentos de medición y control. Para controlar y medir, se deben establecer puntos de referencia y rendimiento o metas.

El conocimiento de los procesos, ayuda a la organización a saber los valores óptimos de los objetivos y de los indicadores que definen la eficiencia y la eficacia de ellos. Eficiencia significa un buen rendimiento, con respecto al uso adecuado de los recursos, sin desperdicios o excesos. Un proceso eficaz, genera bienes y servicios con calidad.

Evaluar la gestión de calidad ISO 9001 – ¿Qué hacer con los resultados?

Con los resultados de seguimiento y medición, la organización será capaz de entender el rendimiento de cada proceso, con lo cual será posible tomar las decisiones adecuadas para la mejora, como la asignación de recursos a uno o varios procesos para alcanzar los objetivos establecidos.

Los malos resultados son generadores de ejecuciones de planes de acción para corregir problemas identificados. El PDCA (Plan – Do – Check – Act), es la forma de llevar a cabo el plan de acción y las acciones correctivas, para mejorar los resultados de los procesos.

Realizando estas acciones correctivas, la medición, el seguimiento y el análisis, deben llevarse a cabo de nuevo para verificar que estas acciones han surtido efecto.

Evaluar la gestión de calidad ISO 9001 – Evaluación de desempeño, mejora continua y mapeo de procesos

El objetivo de la medición, la vigilancia y la monitorización del rendimiento, es mejorar los procesos en forma continua, añadiendo valor al producto. Aumentar el valor del producto, significa clientes satisfechos, productos de calidad y objetivos de calidad alcanzados, lo que se traduce en productividad y rentabilidad.

Lo que no añade valor al producto se considera residuo, gasto, perdida o exceso. Es decir, reducción de la competitividad. Recuerde que la gestión de procesos es una de las mejores maneras de mantener lograr que su organización sea competitiva y este centrada en obtener mejores resultados.

Software ISOTools Excellence

Con la ayuda del Software ISOTools Excellence a través de la plataforma tecnológica, las organizaciones pueden realizar una correcta transición a la norma ISO 9001:2015, así como obtener una implementación exitosa de sus Sistemas de Gestión de la Calidad teniendo en cuenta la evaluación de la gestión de calidad ISO 9001.

CTA tira transición ISO 9001

E-book gratuito 10 pasos transición ISO 9001:2008 a ISO 9001:2015

¿Desea saber más?

Entradas relacionadas

Plan De Respuesta A Emergencias
6 Puntos clave para probar su plan de respuesta a emergencias

Hemos hablado de la importancia del plan de respuesta a emergencias, de las características que este documento debe…

Ver más
Volver arriba